¿CREAN LOS PENSAMIENTOS NUESTRA REALIDAD?

los pensamientos crean la realidad

Hoy quiero tocar uno de los temas más fascinantes, desde mi punto de vista, a los que la neurociencia da sentido: los pensamientos crean nuestra realidad.

Muchos de vosotros habréis leído el libro “El secreto” de Ronda Byrne, basado en la Ley de la Atracción, que se popularizó en España hace ya algunos años. Desde mi punto de vista este libro puso más sombra que luz sobre el efecto directo que los pensamientos y las visualizaciones tienen en nuestra vida. Más allá de esto, la ciencia, en concreto las neurociencias, tienen algo que decir al respecto.

Cuando tenemos un pensamiento, este produce de manera automática e inconsciente una emoción. Las emociones generadas serán evaluadas dependiendo de la información que tengamos almacenada. Las experiencias vividas anteriores y creencias serán el baremo.

La dopamina como generadora del cambio

Cuando mantenemos una actitud positiva, el sistema de recompensa produce gran cantidad de dopamina, también llamada “hormona de la ilusión”. Este neurotransmisor es el principal encargado de provocar en nosotros esas ganas de hacer nuevos proyectos y generar ilusiones.

Sin embargo, es curioso que la mayor cantidad de dopamina no se produzca a la consecución del objetivo, sino justo antes de alcanzarlo, es decir, de recibir la tan ansiada recompensa.

Entonces, ¿qué nos genera más felicidad, alcanzar una meta o la ilusión durante el proceso? Pues parece ser que la “hormona de la ilusión” también es la “hormona de la curiosidad” y la espera de algo positivo es lo que más felices, emocionados e ilusionados nos mantiene.

Por eso es importante marcarnos ciertos objetivos, planificar proyectos y crear ideas de futuro. Sin olvidar (esto lo recuerdo siempre) que una vez planificado debemos centrarnos en el presente, que es donde realmente suceden las cosas y se alcanzan las metas. Pensar en exceso en el futuro puede ocasionarnos ansiedad.

Entonces, ¿visionar el futuro entorno a imágenes positivas es lo qué hacen los visionarios o genios? Pues parece ser que sí en gran medida. Aún así, para generar una gran idea no solo hay que visualizarla, también son importantes otros factores.

Más allá de la visualización
  • Tener un amplio conocimiento sobre el tema que trabajamos.
  • Estar en un entorno social propicio, que apruebe y apoye tu visión.
  • Tener convencimiento pleno de la propia idea o proyecto.

Existe una característica común y destacable entre este tipo de personas: la dualidad. Estas personas son tan racionales como creativos, tan realistas como imaginativos y tan inteligentes como inocentes. La unión de estas diferentes, incluso opuestas, características de su personalidad, hace que una idea no se quede en sueño o fantasía, sino que hará que se dé paso a la ACCIÓN.

Aún con todo esto, no es necesario tener ideas grandiosas para que se produzca un impacto químico positivo en nuestro cerebro, basta con pequeños gestos que nos generen felicidad. Acciones como planificar un pequeño viaje, bailar, compartir, tener un lenguaje amable con nosotros mismos, rodearnos de gente optimista, etcétera…, hacen para nuestro cerebro de psicofármacos.

Los pensamientos positivos benefician tu salud
  • Actúan en el organismo.
  • Refuerza el sistema inmunológico.
  • Aumenta la resistencia del organismo.

Tras analizar los más de 14.000 estudios recopilados en 150 países en el “WorldDatabase of Hapiness” (base de datos mundial de la felicidad), los científicos lo tienen claro:

 ¡No existe ningún otro órgano del cuerpo humano, que influya de manera tan significativa en nuestro destino como el cerebro!
Conclusión

Los pensamientos, las acciones que llevamos a cabo y los recuerdos que dichas acciones dejan en nuestro cerebro tienen un efecto directo, no solo en nuestro cuerpo, sino aquello en lo que nos enfocamos y por lo tanto en lo que conseguimos. Es un efecto “acción-reacción”.

A estas alturas podemos afirmar que nuestros pensamientos crean nuestra realidad. Con cada pensamiento, con cada nueva experiencia o con cada sueño que persigamos.

 

 

 

LLAMADO A LA FEMINIDAD DEL HOMBRE

Tanto los hombres como las mujeres poseemos características femeninas y masculinas. La feminidad, o femineidad, es el conjunto de valores otorgados en mayor medida a las mujeres, precedido por sus intereses y comportamientos. La dualidad forma parte de nuestro mundo, de la realidad que percibimos a través de los sentidos. El bien y el mal, … Seguir leyendo…

ES HORA DE QUITARSE LAS MÁSCARAS

  Somos lo que escondemos tras las máscaras. Todos tenemos máscaras, incluso las personas aparentemente más autenticas y las que afirman no tenerlas…, ¡también las tienen! Si no eres consciente de ello y mucho menos eres capaz de identificarlas, simplemente te falta autoconocimiento. La primera vez que me hablaron de las máscaras me asusté muchísimo, … Seguir leyendo…

EL MIEDO, LA BARRERA HACIA EL AMOR

Creo que todos estamos de acuerdo en que amar implica cierto riesgo a ser lastimado. El amor es apertura y expansión. Si embargo, el miedo puede llegar a impedir que aceptemos ese riesgo. No solo hablo de amor de pareja; por miedo existe el racismo, la xenofobia o conceptos similares. El miedo a lo diferente, … Seguir leyendo…

SI ES AMOR ROMANTICO, NO ES AMOR VERDADERO

Todos conocemos el amor romántico, así como el amor por la familia y los amigos. Pero existe otro tipo de amor, al cual llamaban Ágape en la antigua cultura griega. El amor ágape se mueve en una frecuencia más profunda, se mueve entre lo incondicional y lo divino incluso. Tiene más que ver con el … Seguir leyendo…

DEL AUTOCONOCIMIENTO AL PERSONAL BRANDING

La redes sociales ha generado una revolución en la vida de muchos de nosotros, principalmente a los que las usamos con fines profesionales. Trabajar conscientemente nuestro Personal Branding o Marca Personal se ha convertido en una necesidad ya que repercute directamente en nuestra reputación profesional. De cualquier manera, todos nos hemos cuestionado en alguna ocasión … Seguir leyendo…

EN BUSCA DE TUS TALENTOS

talentos

 

Es relativamente fácil reconocer tus talentos cuando te dedicas a cualquier faceta artística. Sin embargo, a la mayoría de las personas les cuesta muchísimo reconocer aquello que les encanta hacer y para lo cual tienen habilidades innatas.

 “La pasión es el motor de los logros en todos los campos.” Ken Robinson, autor de El Elemento entre otros.

La pasión, el motor de la motivación, es la gasolina que nos hace levantarnos un día gris para comernos el mundo. Sin embargo, muchas personas lo han dejado aparcado anteponiendo las responsabilidades o la costumbre, es lo que los psicólogos llaman “fijación funcional”, sin plantearse si quiera que otra manera de vivir más plena es posible.

En mi experiencia como coach de empresas, he visto muchísimas personas que no se plantean un cambio de vida a pesar de la insatisfacción. Entonces llegan las grandes excusas; “no sé lo que me apasiona”, “nada se me da bien en concreto”, “ya es tarde, soy demasiado mayor”. Un sinfín de respuestas que nos dejan en el mismo lugar que estábamos, en el de la apatía y la resignación.

Cómo identifico mis talentos

Cuando realmente existe el propósito y deseo de vivir plenamente no hay lugar para las excusas. Si no sabes qué te apasiona, busca dentro de ti, vuelve a tu infancia y echa un vistazo a ver qué encuentras. Si no sabes cuáles son tus cualidades más destacables pregunta a tus amigos y familiares, en algunas de ellas te reconocerás.

Por supuesto, nunca es tarde cuando se trata de vivir como tú realmente deseas. Piensa, si tienes 50 años aún te quedan al menos 15 de vida laboral, ¿cómo piensas vivirlos?.

Prueba, busca, pregunta, busca ayuda profesional, inténtalo, pero no te quedes en tu zona de confort.

Dicen que todas las personas creativas tienen pasión por lo que hacen y realmente es al contrario, la pasión es el impulsor de la creatividad. Todos los seres humanos, de una manera u otra, somos creativos y así lo expresamos claramente en nuestra infancia. Si hacemos aquello que nos gusta, el disfrute nos llevará a la tan anhelada creatividad.

Para los que os inicies en esta búsqueda os recomiendo el libro antes mencionado de Ken Robinson, El Elemento, en él encontraréis algunas claves que os ayudarán a descubrir vuestras pasiones y habilidades.

No importa lo que sea, sin prejuicios y sin importarnos si a los demás les gusta o no. Lo realmente importante es que nunca dejemos de perseguir aquello que nos hace felices. Nadie ha dicho que sea fácil, ni que sea un camino llano, pero podemos cambiar de opinión tanta veces como queramos y por supuesto encontrar tantas pasiones como la vida dure.

¡Merece la pena intentarlo!

¡OTRA VEZ LUNES! APRENDE A TOREARLOS

Los lunes es el día con mayor absentismo presencial en las empresas y si hablamos de absentismo emocional (estar presente físicamente pero con la cabeza en otro lugar), las cifras se disparan. Pero…¿por qué odiamos los lunes? Es cierto que existen factores biológicos, psicológicos y sociales que inciden en la negatividad que a muchos les … Seguir leyendo…